¿QUÉ ES UV?

Los rayos ultravioleta (UV) provienen del sol y nos ofrecen muchos beneficios. Sin embargo, cuando se exponen durante demasiado tiempo, los rayos UV son lo suficientemente fuertes como para dañar la piel.

La luz ultravioleta es invisible, y hay tres tipos distintos:

  • Los rayos UVA contribuyen a la formación de quemaduras en la piel, al cáncer de piel y al envejecimiento prematuro de la piel. Tienen una longitud de onda más larga, lo que significa que son capaces de penetrar más profundamente en la capa base de la piel.
  • Los rayos UVB son la principal causa de las quemaduras solares y también contribuyen al cáncer de piel. Los rayos UVB tienen una longitud de onda mucho más corta y queman la capa externa de la piel.
  • Los rayos UVC se crean artificialmente durante los procesos industriales, como la soldadura.